PRESENTACIÓN

DAVID hernandez masajista

PRESENTACIÓN

Soy David Hernández y cuento con más de 18 años de experiencia en este sector. Más de 8000 pacientes tratados, son solo algunos datos que avalan mi trayectoria profesional.

Comencé mi formación como masajista deportivo y en los primeros 8 años he estado trabajando y colaborando con tres equipos deportivos de diferentes disciplinas: un equipo de atletismo y dos equipos de futbol, al mismo tiempo ejercía mi trabajo en mi propio gabinete, hasta la actualidad.

 

Continué con mi formación en el ámbito convencional y no convencional en diferentes áreas, compaginando las técnicas más modernas de valoración y terapia, con la experiencia milenaria de medicinas ancestrales, para dar lugar a una metodología de trabajo multisistémica: REAJUSTES BIOMECANICOS ®.

 

Este sistema de trabajo innovador se basa en el principio del equilibrio del peso corporal a través del sistema nervioso.

FORMACIÓN

  • Diplomado en Quiromasaje
  • Drenaje linfático extremidades inferiores
  • Hidroterapia, Balneoterapia, Crioterapia
  • Diplomado en Reflexoterapia Podal
  • Diplomado en Masaje deportivo y Nutrición en el Deporte

Exploración funcional

Cyriax

Aparatología

  • Ejercicios Fisioterapia
  • Ejercicios Respiratorios

Digitopuntura

Quiropraxia

  • Diplomado en Quiropraxia, basado en:

Exploración lesiones de columna

Osteopatía pélvica

Tratamientos Quiroprácticos

  • Prácticas de Disección Anatómica en la universidad de Barcelona

Curso de Vendajes Funcionales

Vendajes Neuromuscular

TRAYECTORIA PROFESIONAL

En mis inicios trabajé en diferentes equipos deportivos como masajista.

Tras esas experiencias en mi rama como masajista comencé a descubrir que las lesiones mejoraban más cuando combinaba los masajes con manipulaciones osteopáticas o quiroprácticas específicas ya que cuanto más incidía en las ramificaciones nerviosas, el paciente notaba mayor alivio.

 

Descubrí que cuando hacia un masaje descompresivo, para una contractura, no sólo se soltaba un punto gatillo, sino que debajo de la misma había enmascarado un impulso nervioso.

 

Tras los años, fui perfeccionando más este trabajo de masaje puntual y llegué a adquirir una sensibilidad especial en mis manos permitiéndome sentir esos impulsos nerviosos distinguiendo grados de temperaturas y texturas en el tejido nervioso alrededor de las lesiones.

 

Descubrí que cada articulación tiene sus propios impulsos nerviosos. Muchas de ellas casi son similares a puntos de digito puntura, pero el método de aplicación es diferente. Trabajando estos impulsos nerviosos con un código de descompresión específico los pacientes notaban una mejoría notable en el agarrotamiento muscular y en la analgesia que se conseguía con ello, por ello gradualmente fui dejando los masajes en la recuperación de esas lesiones.

 

 Los siguientes años fueron muy provechosos y determinantes para ver las mejorías de la lesión, lo cual me llevo a desarrollar exclusivamente este sistema de trabajo, al cual le he llamado REAJUSTES BIOMECÁNICOS.